Qué hacer para no enfermar en otoño (II)

otoño calabazas

Más medidas para no enfermar durante el otoño:

  • Come de manera equilibrada y saludable, con abundantes frutas y verduras frescas, cereales integrales (arroz, avena, mijo), legumbres, semillas (de girasol, sésamo, calabaza…) y frutos secos (¡castañas! típicamente otoñales, nutritivas y reconstituyentes, ideales para mitigar el cansancio y aumentar el rendimiento físico y cerebral). Ve reduciendo el consumo de alimentos muy fríos y aumentando los calientes como sopas o cremas de verduras. La calabaza, por ejemplo, tan de moda en Halloween, es muy saludable en esta época según la medicina tradicional china, pues nutre al elemento metal y fortalece a los órganos que pueden estar más débiles en otoño: intestino grueso y pulmón. Aprovecha y ¡no te olvides de sus semillas!
  • Hay personas que toman además algún suplemento que contenga propóleo, equinácea o jalea real, por citar ejemplos. No son imprescindibles si tu alimentación es variada y tu estilo de vida saludable, pero puedes complementar si quieres con algún producto natural (que de verdad contenga sólo ingredientes naturales), siempre consultando a tu médico antes.
  • No tengas miedo de aderezar tus comidas con jengibre, canela, hierbabuena, clavo o nuez moscada. Son muy recomendables en otoño según los principios de la medicina tradicional china pues tonifican los pulmones, abren y lubrifican las vías respiratorias, promueven la correcta circulación de sangre en el organismo y favorecen la eliminación de tóxicos y secreciones.
  • ¿Has probado la meditación? Con 5 – 10 minutos al día notarás tu mente más calmada, más clara, te costará menos concentrarte, aprenderás a no dejarte arrastrar por emociones o pensamientos dañinos y fortalecerás tus defensas. Posee múltiples beneficios para tu salud y se ha constatado su capacidad terapéutica en diversas enfermedades.
  • Y, por supuesto, puedes usar la acupuntura para reforzar tus defensas, aliviar síntomas de alergias, resfriados o síntomas digestivos, mejorar tu estado de ánimo o reducir ansiedad. No hay que esperar a estar enfermo para recurrir a la acupuntura. Puede ser de gran ayuda para prevenir problemas y mantener tu salud en buenas condiciones.

 

Dra. Raquel Vélez Vázquez (colegiada nº 29/2909119)
Médico especialista en Medicina Familiar y Comunitaria
Especialista en Acupuntura Médica y Medicina Tradicional China
Máster en Acupuntura Tradicional China y Moxibustión por la Univ. Pablo de Olavide (Sevilla)
Especialista en Acupuntura y Moxibustión por el Tercer Hospital de la Universidad de Ciencias Médicas de Beijing (China)