Ventajas del tratamiento con acupuntura en la rinitis alérgica y comparación con un antihistamínico (loratadina)

Rinitis alérgica primavera

Con la primavera llega para muchos una auténtica “pesadilla”: la rinitis alérgica. ¿Sabías que la acupuntura te puede ayudar mucho si sufres este problema?

 

¿Por qué se produce la rinitis alérgica?

La rinitis alérgica se produce por la reacción antígeno – anticuerpo que desencadenan ciertas sustancias (alergenos) al entrar en contacto con la mucosa nasal. Esta interacción entre los anticuerpos y los alergenos provoca la liberación de grandes cantidades de histamina por parte de unas células llamadas mastocitos.

Dependiendo de los alergenos responsables se divide en dos grupos: rinitis alérgica estacional y rinitis alérgica perenne. La primera es causada por partículas de polen y origina crisis en primavera sobre todo. La segunda es producida fundamentalmente por los ácaros del polvo, aunque también por esporas de hongos o caspa de animales, y da crisis en cualquier época del año.

La liberación masiva de histamina desencadena los síntomas que son estornudos frecuentes, congestión nasal, secreción nasal acuosa, picor, lagrimeo e irritación ocular.

 

Tratamiento de la rinitis alérgica

El tratamiento se basa principalmente en administrar fármacos antihistamínicos que impiden que la histamina llegue a su punto de acción.
Aunque con los fármacos modernos se han reducido mucho, hoy día, los antihistamínicos siguen teniendo efectos secundarios como somnolencia, mareos, cefaleas, sequedad de boca, molestias gastrointestinales, retención urinaria, etc. Poseen contraindicaciones y es necesario emplearlos con precaución en determinados casos como hipertrofia de próstata, problemas hepáticos o renales entre otros, cuestión que a menudo no se tiene en cuenta.
Por otro lado, a veces este tipo de medicamentos no son del todo efectivos porque en el fenómeno alérgico intervienen otras sustancias aparte de la histamina.

Estornudos, congestión, secreción nasal, picor, lagrimeo, irritación ocular... una pesadilla para muchos en primavera.

Estornudos, congestión, secreción nasal, picor, lagrimeo, irritación ocular… ¡la pesadilla de la primavera para muchos!

Acupuntura en rinitis alérgica

La acupuntura es una opción muy interesante y útil en el tratamiento de la rinitis alérgica. Por una parte, tiene un efecto regulador sobre el sistema inmunitario, fortalece las defensas de nuestro organismo. Por otra, posee una acción antiinflamatoria y descongestiva inmediata a nivel de la mucosa nasal. Así que nos ayuda a controlar rápidamente esos síntomas tan molestos y, además, mejora las defensas y refuerza el estado general de nuestro cuerpo para “combatir” a los alergenos con mayor contundencia, logrando disminuir la frecuencia e intensidad de las crisis.

En el paciente con rinitis alérgica estacional podemos dividir el tratamiento en 2 etapas. La primera tendría como objetivo aliviar la sintomatología aguda y debería comenzar unas semanas antes de su aparición. La segunda se enfocaría a aumentar las defensas y fortalecer el estado general. Es conveniente repetir el tratamiento anualmente para conseguir de manera progresiva una reducción significativa o incluso la desaparición de las crisis alérgicas.

Investigación

Este artículo de la Revista Internacional de Acupuntura hace referencia a un estudio realizado en una clínica de otorrinolaringología, en colaboración con la Universidad Técnica de Dresde (Alemania), en el que se compararon los efectos del tratamiento con acupuntura con los efectos de un antihistamínico, la loratadina, en un grupo de pacientes con rinitis alérgica perenne. Todos ellos habían dado positivo en las pruebas de alergia a los ácaros del polvo.

El 86.6% de los que fueron tratados sólo con acupuntura redujeron claramente su sintomatología, frente al 60% que experimentó mejoría de los que recibieron sólo loratadina.
Además, el 80% de los tratados con acupuntura mantuvo el efecto a largo plazo, cosa que no ocurrió en el grupo tratado con antihistamínicos.
También, en el grupo de acupuntura, se observó una disminución de eosinófilos (leucocitos implicados en la respuesta alérgica) y un aumento de linfocitos CD4 e interleuquina 10, lo que muestra una mejora de las capacidades defensivas del sistema inmune.

Según estos datos, el beneficio de la acupuntura fue mayor y se mantuvo durante un período de tiempo más prolongado mientras que el efecto de los antihistamínicos fue a corto plazo, es decir, desapareció cuando dejaron de ingerirse.

 

Dra. Raquel Vélez Vázquez (colegiada nº 29/2909119)
Médico especialista en Medicina Familiar y Comunitaria
Especialista en Acupuntura Médica y Medicina Tradicional China
Máster en Acupuntura Tradicional China y Moxibustión por la Universidad Pablo de Olavide (Sevilla)
Especialista en Acupuntura y Moxibustión por el Tercer Hospital de la Universidad de Ciencias Médicas de Beijing (República Popular China)